lunes, marzo 06, 2006

Al triste [Jorge Luis Borges]

Ahí está lo que fue: la terca espada del sajón y su métrica de hierro, los mares y las islas del destierro del hijo de Laertes, la dorada luna del persa y los sin fin jardines de la filosofía y de la historia, el oro sepulcral de la memoria y en la sombra el olor de los jazmines. Y nada de eso importa. El resignado ejercicio del verso no te salva ni las aguas del sueño ni la estrella que en la arrasada noche olvida el alba. Una sola mujer es tu cuidado, igual a las demás, pero que es ella.

5 comentarios:

  1. Pocos poetas he leído tan buenos como Borges.

    ResponderEliminar
  2. Me encanta el guernica, desde que era chaval y tuve que hacer un trabajo para el colegio de esos por encargo que resultan odiosos... sobre cubismo... Algo bueno salió de aquello.

    Fui a ver el cuadro al reina sofia años después. Acojonante.

    ResponderEliminar
  3. Holas preciosa, me decidí a visitarte al leer el coemntario en el blog de nuestro querido y ausente amigo....
    Me recibe Borges :-), Boudelaire, etc, gracias por traerlos.
    Precioso blog tienes.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. monocamy6:45 p. m.

    Síiiiiii, el Guernika me encanta :D aunque es bastante gore pero bueno... Vaya, me encanta pero no lo he visto nunca más que en fotos o en la TV. De hecho, el único cuadro famoso famoso famoso que he visto creo que fue... "El entierro del conde de Orgaz", del Greco.

    No, la pintura no es lo mío, desde luego. Y dibujando soy un desastre, además (ya sabes... el típico niño que, en el colegio, siempre dibujaba la casita, el árbol y el sol sonriendo, con la chimenea echando humo, claro, eso es un clásico) :P

    besitoooooos :D

    ResponderEliminar
  5. Has elegido, y te lo aprecio, uno de los sonetos de Borges que prefiero. Leerlo de nuevo es hacerlo por primera vez, siempre...


    Saludos..

    ResponderEliminar